28 de març, 2008

Virtualidad real o realidad virtual + literatura

Título: "Travesuras de la niña mala"
Autor: Mario Vargas Llosa
2006
Alfaguara.
Regalo de mi amiga Laura. Argentina, de Buenos Aires. La conocí en un taller de escritura, y, junto a ella, a Mati, a Elena, a Victoria (Charruita) y a Meli. Bueno, había más, pero con éstas tuve un buen rollo desde el principio.
Hace dos jueves nos vimos por primera vez. Aunque parecía que nos habíamos visto el día antes. Compartimos comida, charla amigable, contemplación de fotos de nieto - no sé si fue algo descortés por mi parte no pedirle que me enseñara las de sus hijos, aunque si es como yo, que jamás llevo fotos de los míos - llamadme madre desnaturalizada- aun me tiene que estar agradecida, ya ves, Laura, me estoy yendo por los cerros de Úbeda, que me encantan, aunque vuelvo ya mismo a la cuestión: el libro.
Porque, antes de despedirnos, nos metimos en una librería (las tres, porque Mati también estaba) y nos regalamos libros mutuamente.
Cuando hay tres ¿como sería lo de mutuamente? ¿O no cambia? ¿Es invariable, pues?... da igual: yo le regalé un libro a ella y otro a Mati, Mati me regaló uno a mi y otro a Laura y Laura nos regaló uno a mi y otro a Mati. Conclusión: nuestros encuentros son fructíferos en cuanto a literatura. Y en cuanto a humanidad, ni os lo cuento.
Pero a lo que iba, al libro.
Estoy en la página 131, todo un éxito, dada mi escasa o nula concentración últimamente, que ya visteis que dejé al pobre Auster a chupa de dómine (bueno, tampoco exageremos)... No le había leído nada más a Vargas Llosa desde Pantaleón y las visitadoras o desde La ciudad y los perros. Ha llovido. Pero es que el hombre no me acababa de atraer, ¿qué queréis? una es así, de grandes amores y grandes odios, y, aunque nunca odié a V.Ll., no me dio por leerle nada más, eso es todo.
Cuando Laura me dijo que le había encantado me dio miedo porque ya os dije lo que suele pasarme cuando alguien querido me recomienda un libro que le ha gustado mucho: que si no me gusta a mí, parece como que... como si... bueno, que parece que... ya me entendéis.
Pero no. No es el caso, ya que hace dos días que lo he cogido y ya voy por la página 136. Significativo. Me está pareciendo no una novela realista sino una novela literaria, según clasificación del autor de su propia obra.
Conclusión: Laura, el libro me está encantando.
Laura, fue un gusto conocerte.
Este... ¿Cuando vuelves?

11 comentaris:

Mar ha dit...

M'ha semblat una molt bona idea això dels llibres. La pregunta és... suposo que el "regalador" triava el llibre per a l"obsequiat", no?
Sense "peròs"?

Au, vaig a cosir botons. O ara o mai, que ja porto mesos...


Fins diumenge!


;)

LauraBaires ha dit...

Me alegro mucho de que te haya gustado el libro y también mi persona sin hijos ni fotos, porque eso me garantiza tu compañía la próxima vez que visite Barcelona... porque la habrá...yo lo sé.

A Vargas Llosa lo sigo desde siempre porque, amén de deslices políticos, tiene una técnica literaria implecable. Aunque no es el caso de la obra que estás leyendo, maneja de maravillas la estructura de puntas abiertas, que luego ata y remata de manera sublime.
Y lo que hace super llevadera la novela de La niña... no es tan sólo el tema (que yo siempre me liaba con los "malos"), sino la sintáxis clara, ágil y límpida. Yo tambiém me lo leí de un tirón, con niños y cuñados alrededor (estábamos de visita en USA).

Qué lindo es hablar de libros!!! Me pasaría horas y horas... pero tengo trabajo saliéndome hasta por las orejas.

Te mando un beso enorme, no sin antes agradecerte lo bien que me has hecho quedar en tu post, ya que jamás le regalé un libro a Mati... Vaya generosa es la ficción!

Chau, preciosa...

Josep Lluís ha dit...

És la vida, mentides, depresions però sempre cau a la seva xarxa...

Ja ho diuen: "hay amores que matan".

Arare ha dit...

Mar, ja ho veus, després resulta que aquí només hi va haver una regaladora que en va regalar dos, heehe... ja t'has cosit els botons?

jo li vaig regalar dos de la Rodoreda traduits al castellà perquè els pogués llegir tranquil·lament i a la Mati l'últim de la Gioconda Belli, el que li ha fet guanyar el premi. I la mati a mi em va regalar "La elegancia del erizo", de Muriel Barbery, que encara no he començat.

fins demà!

Arare ha dit...

Laura, espero que aceptes mi compañía sin fotos de nieto, jejeje, entonces ya estaremos a la par. Y si, ¡la habrá!

tengo unos nervios, niña... hoy voy a conocer a M. (de la Patagonia, guauuu) ya te diré qué tal.

Podemos seguir hablando de libros. Ahora mismo pensaba ir a quitar el polvo de la estantería del estudio, que antes el gato se ha subido y me ha dejado las patitas marcadas (eso querrá decir que toca quitar el polvo, no crees?)

es bromaaaaaaaa, jamás dejo que el polvo se me coma los libros, mujer... tengo alérgicos en casa y sólo me faltaría tenerlos que llevar a urgencias por ataque de asma debido a los libros, dios me libre.

No he leído nada de que no le regalaras un libro a Mati, a mi me pareció que si, por lo tanto, me quedo con la imagen que yo vi, llámame fantasiosa.

Chau chau, amiga.

Arare ha dit...

I tant, Josep Lluís, hi ha amors que maten! Per cert, hi ha un llibre de la Dulce Chacón, que està molt bé, que es diu "Un amor que no mate". L'has llegit?

Bon dia!
(xungo, al nostre poble, a veure si acabarà plovent...)

Josep Lluís ha dit...

El llibre no arare, la crítica si. Sembla interessant per la forma com està escrit i per la temàtica, és clar. El posaré en llista d'espera.

Si plou ho veuré des de la finestra, no penso sortir de casa en tot el cap de setmana...

Deric ha dit...

és molt bonic això de regalar-se llibres mutuament!

jaka ha dit...

A mi el Mario m'agrada com escriptor, com a persona no tant.

Petonets,

Arare ha dit...

Si, Deric, només que de vegades una es pensa que la seva memòria és la que era, i va i està a punt de regalar-li a l'amiga el mateix llibre que la darrera vegada que es van veure (que fort!) hauré de menjar cues de pansa!

Arare ha dit...

Jaka, estem parlant de l'escriptor. Les seves tendències polítiques no m'interessen gens ni mica ni gota :D

petonets!